miércoles, 11 de octubre de 2006

TESIS vs. PASANTIAS

Este es un tema muy importante para discutir. En seguida y para comenzar a estimaular el debate voy a colocar en este Blog la opinión de Elizabeth Valarino y de Gonzalo Vazquez-Casals:

Valarino nos dice lo siguiente:

Este es un tema controversial que ha sido discutido desde hace mucho tiempo en diferentes ambientes: la conveniencia o no de hacer tesis a nivel de licenciatura e inclusive a nivel de los postgrados. Me refiero a una tesis centrada en la investigación, no un trabajo de grado centrado en el desempeño profesional aplicado.

Mi opinión es que los estudiantes a nivel de licenciatura, al menos en Venezuela, no han adquirido muchos de ellos, las herramientas más básicas para enfrentar una tesis y menos, centrada en la investigación. Me refiero por ejemplo a las destrezas lectoras y de redacción, al despertar de la curiosidad científica, a la comprensión del método científico, mucho
menos analizar un artículo de un autor, a la elaboración de preguntas y conclusiones, así sea de un texto leído y analizado, a detectar problemas de su entorno y abordarlos con la rigurosidad que se necesita para una tesis, a buscar referencias acreditadas y analizarlas.

Sin esas destrezas el estudiante no podrá de manera autónoma como se pretende, enfrentar esa
difícil tarea. Por ello tantos fracasos como hemos detectado en los estudios realizados. Y lo peor es que muchos profesores tampoco las tienen y no incorporan a sus programas de estudio actividades para el desarrollo de esas destrezas de manera sistemática.

Se somete a los estudiantes de Bachillerato y Licenciatura a la exigencia de hacer una tesis, prácticamente solos, porque tutores no hay ni se forman. Terminan los padres haciendo el trabajo o pagando asesores externos a los colegios o copiándose tesis ya realizadas, salvo honrosas excepciones. O realizando trabajos sobre temas trillados y de poco valor que solo se engavetan en las bibliotecas. No se imaginan el inmenso mercado negro de elaboración de tesis que existe hoy en día.

Más sano pareciera darles la oportunidad de realizar un trabajo profesional, aplicado, una pasantía constructiva supervisada que termine con la presentación de un informe bien desarrollado y escrito de manera impecable, asesorado por tutores preparados, donde aprendieran a plantear problemas prácticos, buscar referencias, analizarlas, incorporarlas al informe de manera ordenada, elaborar los pasos para resolver ese problema de forma metódica, registrar los resultados, elaborar conclusiones y acompañarlas de unas referencias bien hechas de acuerdo a las pautas. Y lograr esto ya es bastante para ellos. Esta alternativa es la que ofrece la Universidad Simón Bolívar para sus estudiantes de pregrado. Y casi todos sus estudiantes la prefieren a la opción de hacer una tesis.

Pienso que la investigación es un proceso difícil que debe dejarse a los estudiantes de Magister y Doctorado, así está estipulado en nuestras normativas. Y su curriculum pretende formarlos para la investigación, aunque no lo haga del todo bien, porque si no, no hubiera obtenido esos alarmantes resultados de 0.5% de graduados en el término de 2 años de estudios de postgrado y 10% luego de 10 años (Valarino,2000. Tesis a tiempo). El trabajo de grado aplicado debe dejarse para las Licenciaturas y las Especializaciones.

El Dr. Vasquez-Casals señaló :

Estimada Dra. Valarino, no podría estar más de acuerdo. Sin negar que hay alguno que otro estudiante aventajado de licenciatura que termina eventualmente realizando un buen trabajo de tesis, generalmente la calidad de las tesis de pregrado en nuestro medio deja mucho que desear. Por otra parte, los mismos tutores a veces se hayan completamente sin ninguna pista de cómo se hace el trabajo de tesis. Esto hace que muchas veces el estudiante se encuentre atrapado en el medio entre lo que dice el tutor, el consultor metodológico, y los demás miembros del comité. Esto, sin dejar de lado que el estudiante pregraduado generalmente carece de las herramientas metodológicas y estadísticas suficientes para realizar trabajos de cierta envergadura.

Por otra parte, sin embargo, está el asunto de salir al mercado de trabajo. En el caso específico de psicología, opino que es imprescindible que el psicólogo practicante tenga una formación metodológica mínima para poder deglutir lo que lee en libros, journals y manuales de pruebas. Quien no posea una formación metodológica adecuada, difícilmente puede hacer un uso competente y responsable de pruebas psicológicas objetivas, para la evaluación intelectual, neuropsicológica y de personalidad, entre otras. No es sorprendente la mínima cantidad de investigación que tradicionalmente se ha generado en nuestro país en esas áreas, precisamente por la escasa y rudimentaria formación metodológica del psicólogo venezolano. Así las cosas, creo que sería ideal plantear que la licencia se otorgue enventualmente al nivel maestría. Soy consciente que el grado doctoral puede parecer elitista como punto de inicio para recibir la licencia, como es el caso en Norteamérica y el Reino Unido. Sin embargo, no es un requisito superficial, si se toma en cuenta que una práctica responsable de la clínica psicológica debe estar sustentada por la evidencia. Me gustaría escuchar otras opiniones.

Gonzalo Vazquez-Casals, Ph.D.
Clinical Neuropsychologist &
Research Coordinator
Northeast Regional Epilepsy Center
333 Westchester Avenue, Suite E104
White Plains, NY 10406

Quién quiere opinar en este blog sobre el asunto. Abajo puden utilizar el espacio para comentarios.